Rhodes, ciudad medieval, Rhodes, Grecia

Rhodes es una ciudad situada en el extremo norte de la isla más grande del archipiélado Dodecaneso que lleva el mismo nombre (Rhodes). Tiene un ciudad medieval muy importante con muchas ruinas en una posición envidiable donde estaban los antiguos puertos y donde hoy están los puertos modernos. El coloso de Rodas, una de las siete maravillas del mundo, era una estatua gigantesca, tradicionalmente ubicada en la entrada del puerto. Tiene un hermoso lugar que es el centro turístico de la ciudad: la Plaza de Hipócrates; donde encontramos varios buenos restaurantes modernos con balcones iinstalados en la terraza en la parte superior; en el centro de dicha plaza hay una fuente turca. Tiene hermosas cerámicas y una columna coronada por un bùho en bronce. Otro lugar para conocer es la calle de Sócrates; pequeña callejuela que va desde la plaza hacia la Mezquita de Soliman, calle totalmente comercial. Bordeando la Plaza Hipócrates, hay un interesante edificio de piedras con escalera exterior conocido como ‘Castellania’ o Logia de los comerciantes. El edificio continúa a través de una serie de pintorescas arcadas en la calle Aristóteles que une a la plaza Hipócrates con la de la Arquidiócesis. Atravesando la puerta Akandia, encontramos las ruinas de Santa Maria del Borgo (siglo XIV). Hay tres ábsides que permanecen a pocos pasos de las murallas y una parte de la antigua nave. Las murallas de la ciudad medieval de Rodas se extienden por más de 5 kilómetros. Hay una docena de puertas y la más magistral es la puerta de Amboise. Hay dos torres redondas imponentes, pero se abren en una chicana y todavía hay que cruzar la puerta Saint Antoine para entrar en la ciudad. La otra puerta notable es la Puerta del Mar o Puerta del Puerto; que era la puerta principal. Hay también dos hermosas torres almenadas, bastante atractivas. Sobre el arco semicircular, vemos un bajorrelieve mutilado que representa a la Virgen con el niño rodeada de San Pedro y de San Juan el Bautista. En el lugar de la Arquidiócesis hay otra fuente de líneas muy modernas con tres caballitos de mar en metal que celebran el entorno marino cercano. El Puerto Akandia es uno de los tres puertos de Rodas; es el más antiguo; aquí podemos ver los barcos de los pescadores. El Puerto de Mandraki, que tiene los ciervos, le da la bienvenida a los barcos y lanchas particulares. El tercero, cercano a las fortificaciones, da la bienvenida a los gigantes  cruceros y barcos de pasajeros que vienen desde Pireo.
El puerto de Mandraki está protegido por un dique largo de 300 metros en que se encuentran todavía tres antiguos molinos de viento; al final de la presa, el Fuerte San Nicolás defendió la ciudad de Rodas de los primeros asaltos marítimos. En el interior de la fortaleza, hay un faro que guía a los barcos durante la noche.

Consejos

Si visita Rodas sólo por un día, la ciudad medieval le llevará todo el día, pero si se queda un par de días en la isla, usted será capaz de visitarla en diferentes momentos del día. Para recorrerla la mañana y la noche son los momentos más agradables porque el sol es muy fuerte y el calor puede ser insoportable a partir del mediodía.
Usted encontrará muchas tiendas con artesanías típicas pero generalmente puede discutir el precio y obtener lo que quiere por un precio más razonable.
Si quieres disfrutar un poco del mar, no lejos del puerto, encontrará las playas para pasar unas horas agradables. Las playas más hermosas están más alejadas pero para la visita de un día, vale la pena refrescarse un poco en este mar tan agradable.
La ciudad tiene un montón de cafés, restaurantes, bares, donde podrá relajarse un poco y disfrutar de un buen café o un buen vino local.
Use zapatos cómodos y en verano lleve ropa ligera y sobre todo beba mucha agua.